Pedía media hora de vida

Missy, Lala y Beltxa los tres juntos conmigo.

Gordi era el primero de los gatos que nació el 21 de enero de 2013 en la casa donde habito.

Missy fue su madre y mi hijo mediano la encontró en la calle subida a un árbol.

A sus cinco hijos les dio fuerza, coraje, resistencia e insistencia.

Gordi hace tres días contrajo una falta de orina, no orinaba y no obraba como tenía costumbre.

Dejó de tomar agua, dejó de comer. Estamos a últimos de mes, pero por eso no dejó de comer. Comida tenía para él y su otro hermano. Pitu es el más pequeño de los cinco que nacieron de Missy.

Pedimos a un veterinario que nos lo curara y que a primeros le pagáramos lo que fuera.

La respuesta fue “No. Sin plata nada.”

Mientras Gordi, sufría, pero tenía una voluntad impresionante por vivir. Se le estaba intoxicando la sangre, pero él seguía respirando e intentando orinar, hasta tal punto que esta madrugada pasada, arrastraba las piernas, pero él con las manos llegaba hasta la arena e intentaba hacer porque creo que sabía que era esa la solución a su mal.

Mientras nosotros intentamos hablar con otros veterinarios, buscar en Google qué podríamos hacer nosotros; compramos suero, le dimos y no sé si hicimos bien o hicimos mal. Las horas pasaban y él seguía con vida. Luchaba, se arrastraba y sufría, yo lo acompañaba en su sufrimiento, lloramos juntos porque se le caían de los ojos pequeñas gotas de agua. Compartíamos el dolor; él por su parte con su pequeño problema de la orina y yo con mi dolor de espalda creado por tres hernias discales que tengo. Uno no podía caminar y el otro caminaba con las muletas. Llega una vecina, le hablamos del problema y se ofreció a llevarlo al su veterinaria, pero tenía que esperar a las 17:30 que era la hora que llegaría.

Solo faltaba media hora cuando dio sus últimas bocanadas de aire.

Solo media hora de vida más.

Nosotros los humanos luchamos entre nosotros, matamos por matar, segamos la vida como si la vida no valdría nada y un gato de un poco más de un año luchó hasta su último aliento por vivir.

Aprendamos de ese gato. Luchemos por la vida hasta el último aliento, no matemos por matar, respetemos la vida ajena y la propia, no quitemos la vida de nadie; bien sea animal o ser humano por fines lucrativos, placer o un sinfín de motivos o situaciones.

Pidamos media hora de vida más.

Missy con sus cinco hijos

Toda la familia en su caja y su manta.

Primera salida de Gordi al exterior.

La unión de dos hermanos.

Su hermano estuvo con él hasta el último momento. Eso es amor y son animales y no humanos.

¿A quién benefició la desaparición del vuelo MH370 de Malaysia Airlines?

Cuatro días después de que el avión MH370 de Malaysia Airlines desapareciera de forma misteriosa en el sudeste asiático, la oficina de patentes de Estados Unidos daba el visto bueno al registro de un súperconductor con aplicaciones en la industria militar y en la de las telecomunicaciones que podría devengar millones de euros en beneficios. Aparentemente inconexos, ambos hechos tienen un origen común.

Borja M. Herraiz07-04-2014

Los materiales súperconductores son aquellos que tienen la capacidad de transportar y transferir la energía sin que ésta disminuya bajo determinadas circunstancias o entornos y a una velocidad mucho mayor que otros. Desde su descubrimiento, sus aplicaciones se pueden ver casi por todos lados, desde las telecomunicaciones hasta la industria militar o la médica.

El pasado 11 de marzo, apenas 96 horas desde que se dejaran de recibir las señales de localización del vuelo MH370 de Malaysia Airlines con 239 personas (227 pasajeros y 12 tripulantes) a bordo, de momento de forma inexplicable, la Oficina Oficial de Patentes de Estados Unidos aprobó la patente número 8.671.381B presentada a partes iguales por cinco partes y que hace referencia a un revolucionario sistema aplicado a los súperconductores.

Cuatro de esas partes firmantes eran científicos de origen chino que viajaban en el desaparecido MH370, mientras que el otro 20 por ciento estaba en posesión de Freescale Semiconductor Inc., una empresa con sede en Austin (Texas), fundada en 2004 a partir de la división de Motorola (la mayor absorción empresarial de una tecnológica en la historia, pues se pagó por ella 17.600 millones de dólares) y para la que trabajaban junto con otros 16 pasajeros del vuelo malayo.

Copia de la patente registrada bajo el número de referencia 8.671.381B. Fuente: US Patent and Trademark Office

Según la legislación estadounidense, si una patente es registrada por dos o más partes y una de éstas fallece o desaparece, su porcentaje será repartido por el resto de poseedores de dicha patente. Es decir, con el fallecimiento, según fuentes oficiales malayas, de los cuatro científicos chinos, Peidong Wang, Zhijun Chen, Zhijong Cheng y Li Ying, la patente pasar a ser propiedad en exclusiva de Freescale Semiconductor Inc., que en un principio figura en el registro como ‘cesionario’, no como inventor o solicitante.

Esta anécdota, junto con el resto del misterio que rodea la desaparición del vuelo MH370, empezando por la presencia de cuatro pasajeros con pasaportes falsos en el avión, dos de ellos iraníes, ha dado pábulo a teorías conspiratorias de lo más fantasiosas.

Una de ellas es que la CIA, que tiene importantes contratos con Freescale y su matriz, Blackstone Group LP, propiedad del banquero de origen judío y ‘tiburón’ de Wall Street Jacob Rothschild, habría neutralizado el avión para quedarse con un contrato preferencial sobre la patente 8.671.381B, valorada en miles de millones de dólares y cuya aplicación más directa es la de formar parte de chips para radares militares de última generación.

Para más inri, otro de los accionistas de Freescale es el Carlyle Group, que estuvo en el ojo del huracán como una de las principales empresas contratistas del Ejército de Estados Unidos durante las guerras de Iraq y Afganistán y tuvo importantes conexiones empresariales en el pasado con el Saudi Binladin Group, propiedad de la familia de Osama Bin Laden y al que muchos apuntan como patrocinador de los atentados del 11-S.

No es la primera vez que Rothschild se ve inmerso en polémicas de esta índole. Mantiene una estrecha relación con la familia Bush, estado siempre en el foco de los grandes negocios multimillonarios y cuentan con importantes intereses en diversas agencias de comunicación internacionales, Associated Press, Reuters, o France-Presse, lo que le ha dado a los internautas la ‘prueba definitiva’ de que la verdad sobre la desaparición del Boeing 777-200 está siendo ocultada a la opinión pública.

Por lo pronto, Freescale emitió un comunicado la semana pasada lamentando la pérdida de sus trabajadores, aunque sin entrar a confirmar o desmentir si estos se dedicaban a la rama militar de la empresa o a valorar el traspaso de la patente 8.671.381B en su totalidad.

Comentario personal

Me podrán decir lo que quieran, pero mi patente ya está publicada y desde antes de que se publicara, yo no me fiaba ni de mi madre.

Si venía uno a pedir yo estaba ya con la de hierro preparado, si venía el del agua lo mismo y si venía un vecino, mi hierro no se despegaba de mi cuerpo.

Ellos se fiaron, ¿Qué les habría costado decir al presidente de esa compañía beneficiaria que realizaría él el vuelo?

Sí, es cierto; cuando se les ve las orejas al burro, se sabe que es burro, pero antes de verlo. Bueno antes de verlo se tiene que desconfiar.

Como comprenderán, no son las orejas lo que se le tiene que mirar al burro para saber si es burro o burra. Es por disimular un poco.

El cementerio está lleno de valientes y héroes.

Energía limpia en el mar

Para dar abasto a la demanda y no contaminar, actualmente se trabaja en la generación energética a partir del movimiento de las olas y de las mareas

Con el crecimiento de las ciudades ha ido en aumento la necesidad de generar más energía. Se trata de una demanda incesante desde la llamada Revolución Industrial, que produjo cambios sustanciales en los procesos de producción. En los últimos 20 años, se ha duplicado la energía consumida, debido principalmente a la evolución de los países en desarrollo, y se sabe que esta demanda seguirá en aumento.

La mayoría de los equipos y maquinarias utilizados a diario funcionan con energía eléctrica, la más empleada por la facilidad con que se transporta y se transforma en multitud de efectos. Esta energía se transforma en calor, en luz, en movimiento. Pero la forma de conseguir esa energía puede tener impactos en el ambiente, como es el caso de la quema de combustibles fósiles. Basta mencionar que el suministro y la utilización de combustibles fósiles (carbón, petróleo o gas natural) contribuyen en un 80% aproximadamente a las emisiones gaseosas en la atmósfera. La energía nuclear, en apariencia más limpia, encontró sus límites en sus propios riesgos -los varios accidentes nucleares ocurridos- y porque aún no ha podido encontrar cómo deshacerse de los residuos radiactivos que genera ni ningún tratamiento viable para reutilizarlos.

En realidad, toda actividad de generación de electricidad implica una serie de impactos ambientales según la energía primaria que se emplee, la tecnología utilizada y el entorno del emplazamiento de la instalación.

En términos generales, en la actualidad la generación de energía se reparte de la siguiente manera: un 5,4%, petróleo; 23,3%, gas natural; 37,5%, carbón; 13,8%, nuclear, y un 20% las renovables.

Por eso se busca el desarrollo de energías renovables, las que proceden de un combustible inicial que se regenera a mayor velocidad que su consumo o simplemente se considera inagotable, como, por ejemplo, el sol. Entre éstas, están la energía solar térmica, solar fotovoltaica, hidráulica, eólica, biomasa, geotérmica, mareomotriz y la de las olas.

Las centrales renovables también producen impactos: alteración de un ecosistema, contaminación visual o residuos generados una vez finalizado su ciclo de vida. En muchos casos, las tecnologías dejan residuos electrónicos que pueden llegar a ser muy contaminantes y cuya disposición o reciclaje es más complicado. De allí la importancia de que aquellos gobiernos o empresas vinculados con la generación de energía desarrollen una política comprometida con el medio ambiente.

En el estado de Oregon, al noroeste de EE.UU., sobre el océano Pacífico, se está trabajado en la generación de energía a partir de las olas y el viento, por una parte, y del aprovechamiento de las mareas, por otro. En el primero de los proyectos en marcha, se ha buscado aprovechar el movimiento de las olas con balsas o flotadores aptos para soportar la fuerza del oleaje y, en el segundo, el movimiento de las mareas mediante boyas productoras de energía. Allí se encuentra “una zona muy rica de energía eólica marina”, lo que ha dado paso al proyecto de servirse de ella para poner en funcionamiento turbinas de gran tamaño. Las propuestas, que pueden multiplicarse, tienen también sus objeciones del sector ecologista y turístico con los cuales necesita acordar permisos para proteger la presencia de aves marinas, ballenas y pesca, aspectos importantes por considerar.

El desarrollo de iniciativas semejantes a las de Oregon está creciendo en países de América latina. Las más avanzadas pertenecen a Chile, país que debe importar el 75% de la energía que emplea y tiene, por consiguiente, sólidas razones para llevar adelante proyectos de aprovechamiento de la energía mareomotriz, eólica y la que generan las olas, sobre todo en las costas del sur del país.

El crecimiento del interés actual por las potenciales fuentes de energía que ofrece el mar podría contribuir a que se retomasen proyectos elaborados décadas atrás en el país, focalizados en las costas patagónicas, pues el aumento de energías no contaminantes y renovables tiene cada vez mayor valor.

Uno de los problemas de la energía eólica -y en general de la mayoría de las llamadas energías renovables- es que dependen de las fuerzas de la naturaleza y el clima para obtener la energía, no existiendo la seguridad de contar con un flujo de energía constante a la red, independiente de si corre viento, está despejado o llovió bastante este invierno.

La propuesta de Lievense y Kema, en conjunto con otros actores energéticos de los Países Bajos, plantea aprovechar la energía eólica en el mar del norte tal como se viene haciendo con las llamadas granjas eólicas, contando con la posibilidad de almacenar la energía sobrante para ser utilizada en las horas peak. Cómo? Utilizando el mar como una gran represa.

Como la energía eléctrica no se puede almacenar en grandes cantidades1, lo que comunmente se hace es generar energía potencial con el fin de utilizarla cuando se es necesario. El mejor ejemplo de esto son las centrales hidroeléctricas que recurren a enormes embalses con el fin de almacenar el agua de la época lluviosa para ser usada durante el verano. Es por esto que el almacenamiento de la energía tiene un valor muy alto en la industria generadora de electricidad, siendo uno de los puntos de partida para la elaboración de esta propuesta.

El concepto es bastante simple: Utilizando las inmejorables condiciones del océano para la generación de electricidad a través de la energía eólica, se construye en el mismo lugar una “isla” con un lago cerrado en su interior conectado al oceáno circundante por medio de compuertas, una serie de bombas y los típicos generadores utilizados en las centrales hidroeléctricas.

Energy Island: Compuertas de la “represa”

Cuando el viento sopla, se utiliza esta energía para alimentar la red eléctrica y la sobrante es usada para bombear agua fuera del lago, generando un desnivel entre ambas masas de agua.

Cuando el viento deja de soplar y se requiere energía, esta se obtiene regresando el agua del océano al interior del lago, utilizando el paso de esta como medio generador de electricidad.

Energy Island: Usos de cada zona

Según los cálculos de sus diseñadores, que están pensando en bajar los costos operacionales de la generación de electricidad de los Países Bajos (dependientes del gas en materia de generación eléctrica), la capacidad de “llenado” de este lago artificial es suficiente para generar 1.500 MW durante unas 12 hrs.

Como referencia Chile tiene una capacidad eólica instalada de 2 MW y una capacidad de 9.041 MW total en el Sistema Interconectado Central.

Mi patente ya está publicada en el Boletín de la Propiedad Industrial del Ministerio de Industria, Energía y Minería de Uruguay.

Dirección http://www.dnpi.gub.uy/documents/49896/0/Bolet%C3%ADn%20de%20la%20Propiedad%20Industrial%20N%C2%B0%20174?version=1.0&t=1396271934000

Nº de Boletín 174 Pag. 148

(19) Dirección Nacional de la Propiedad Industrial – URUGUAY

(12) Invención (11) UY a/ 034898

(51) Clasificación Internacional: E 02B 3/00

(22) Fecha de presentación: 10/07/2013

(30) Datos de prioridad:

(71) Solicitante: MANUEL FALQUE [ES]

(72) Inventor: MANUEL FALQUE [ES]

(74) Agente/apoderado:

(54) Título: HIDROELÉCTRICA MARÍTIMA

(57) Resumen: La hidroeléctrica marítima se puede instalar tanto en costa playera, tanto en acantilados o tanto en puertos o tanto en estuarios o tanto acantilados.

La patente cubrirá la invención de obtener o generar electricidad del mar u océano con caudal forzado, puesto que nadie en el mundo la ha hecho nunca de esta forma.