Lanzaron el Programa Apolo Global

MFAEB

¡Vamos!

Ya está dado el primer paso. Esto es lo que se dice en el idioma del protocolo, con educación, unas buenas y bonitas palabras, sacamos del medio lo que no nos interesa y luego nos llevamos todo el crédito.

¿Solo van a esperar 10 años?

Tienen que esperar por lo menos 20 años para que mi patente se quede libre, con 10 años yo tengo 65 años y espero estar vivo y con la mente clara y lúcida para poder denunciarlos por plagio.

Se tienen que reunir las grandes mentes de los humanos; esos seres que al copiar le llaman inteligencia, que observar a los animales y crear lo que ellos tienen por naturaleza les llaman intuición y los que a la inteligencia animal le llaman salvaje o sin inteligencia. No son inteligentes porque no saben construir casas; qué casualidad, los horneros construyen sus casas con barro, orientadas y climatizadas sin aire acondicionado. No son inteligentes porque no saben crear ciudades, que casualidad, las hormigas, las abejas y otros animales crear ciudades de millones de ciudadanos muy bien organizados. No son inteligentes porque no saben crear GPS, que casualidad, las palomas, las golondrinas y todas las aves migratorias vuelan sin conocer la ruta que tienen que hacer sin el GPS. No son inteligentes porque no saben crear el radar, que casualidad los murciélagos, las ballenas y otros animales se guían por radar y sonar sin inventarlos. No son inteligentes porque no han inventado la radio, el teléfono o la televisión; pero qué casualidad que las ballenas, y muchos animales acuáticos se comunican con sus congéneres a miles de kilómetros.

¿Quién en más inteligente?

Bueno a mí me pasa lo mismo.

He observado la naturaleza, he observado los errores de estos que se creen inteligentes, porque tienen un papel que lo llaman DIPLOMA y les he dicho que existe un sistema ilimitado que les pueden dar electricidad de por vida, sin trucos del péndulo, sin cálculos cuánticos, sin pensar mucho, tan sencillo que hasta el ser humano con poca inteligencia lo entiende perfectamente.

Sin dañar la naturaleza, sin dañar a los animales, sin dañar a esa raza de animales que se pasa todo el año trabajando en algo que no les gusta, pero que llega el verano y se va enloquecido a la playa de vacaciones para descansar, pero que termina las vacaciones más cansado que trabajando todo el año sin parar.

Pero ahora dicen que las mejores mentes van a buscar ese sistema y claro que lo van a encontrar y será de la siguiente forma: Hemos descubierto que si el agua de la mar la dejamos caer por una tubería hacia una máquina, un artilugio que da vueltas y por medio de esas vueltas genera electricidad. Le darán un nombre que ni ellos lo entienden y será de ellos porque son las mentes más inteligentes del Planeta.

Tanta inteligencia tienen que se tiene que demostrar con un miserable papel que se puede comprar en la Universidad, ese mercado dónde pagas una cantidad de dinero y ya tienes ese papel.

Todos son iguales de falsos, de copiones y otros calificativos que no quiero ni pronunciar.

Muchas palabras bonitas pero poca seriedad, muchas palabras vacías que camelan a los tontos.

Si dejarían de imitar tanto a la inteligencia, seguro que sería mucho más inteligente.

¿Qué me van a decir los que me consideran un charlatán, un loco sin conocimientos o un soñador ingenuo?

Esos que dicen o piensan que tiene más palabra un diplomado que un pobre imbécil como yo.

¿Dirán que no se acuerdan de haber dicho nada de eso?

Seguro que pondrán más palabras vacías.

Para mí son hipócritas, ignorantes que se creen sabios, vacios de conocimientos y experiencia.

Científicos unidos para renovar la energía mundial

En julio de 1960 la NASA se embarcó en un proyecto con el que pretendía realizar en tiempo récord uno de los mayores sueños del ser humano: pisar la Luna.

http://www.elespectador.com/noticias/medio-ambiente/cientificos-unidos-renovar-energia-mundial-articulo-565448

El propósito es que en un lapso de 10 años se impulse la investigación en energías renovables, como la eólica. / Flickr

Su intención, conocida por todos, salió a la luz pública bajo el nombre de Apolo, un programa que después de cientos de pruebas desembocó en un viaje que pasó a la historia. Sólo nueve años después Neil Armstrong ya caminaba sobre la superficie del satélite.

Una meta similar, en términos de tiempo, es la que hoy quiere alcanzar un grupo de científicos, políticos y empresarios de todo el mundo. Reunidos bajo el nombre de Programa Apolo Global quieren hallar, también en tiempo récord, una fórmula para transformar la manera como el planeta está consumiendo energía. La estrategia, lanzada hace unos días, pretende impulsar en un lapso de diez años la investigación en energías renovables, para que dejemos de valernos de los combustibles fósiles y así evitar la alta emisión de gases de efecto invernadero.

El grupo está liderado por académicos de alto nivel, entre ellos, por ejemplo, Nicholas Stern, economista británico exjefe del Banco Mundial; Martin Rees, exrector del Trinity College de Cambridge y uno de los más respetados astrofísicos del mundo, y David King, químico y profesor emérito de la U. de Cambridge y experto en cambio climático.

Todos ellos tienen la tarea de recaudar 20.000 millones de euros que estarán destinados a financiar programas de energías renovables, sistemas de almacenaje y redes eléctricas “inteligentes”. Además, quieren crear un verdadero compromiso mundial en torno al tema. Para ello buscarán convencer a todos los países para que destinen el 0,02% de su Producto Interno Bruto a tal fin.

“Las energías renovables son la mejor opción desde el punto de vista ambiental. Sólo nos falta el argumento económico para ganar todas las batallas”, dijo al periódico The Guardian David King.

“La NASA nos enseñó cómo se puede lograr un objetivo en tiempo récord si existen voluntad y recursos”, dijo Martin Rees. “La rivalidad que impulsó la llegada a la Luna tiene que dar paso a una motivación interior en la Tierra. Nada puede ser más inspirador para los ingenieros que el reto de proveer energía limpia para el mundo”.